¿Qué sectores precisan de la labor de traductores jurados?

Los traductores jurados son esenciales cuando tienes que tomar decisiones o para lograr tus objetivos en otros lugares del mundo donde se habla una lengua diferente a la de tu país natal. Es muy importante saber reconocer las credenciales del profesional que hace traducciones, ya que por lo general se trata de asuntos con carácter legal.

Negocios en otro idioma

1. Los sectores empresariales gestionan negocios por el mundo, abriendo puertas y estableciendo redes de contratos con profesionales talentosos, y deben contar con herramientas y asesores para lograr los objetivos. Todo ello en el marco de la ley. La comunicación con colegas de países exóticos hace que sea indispensable tener cerca profesionales en la materia que traduzcan contratos, patentes, fichas técnicas, informes periciales, diagnósticos médicos, etiquetas de productos y software, entre otros. Es mejor contratar profesionales certificados, y en http://www.traductorjurado.org/ encontrarás una amplia red de servicios en España que garantizan el resultado de la gestión.

2. Otro sector es el legal, donde se teje una amplia red de recursos que requieren traductores. Basta con informarte sobre la legislación de cada país y, en el caso de encarcelamientos y penas por delitos graves, los abogados deben contar con un interlocutor que domine el idioma, pero que también pueda transmitir con fiabilidad toda la información.

3. Otro bloque de gestiones que recurren a la traducción es el de la adopción de menores, los matrimonios, divorcios, madres de alquiler, herencias… Todo aquello que trate temas de vínculos familiares donde los profesionales de Trabajo Social y Psicología deben tomar decisiones vinculantes con información acreditada.

Interpretaciones con validez legal

4. Las transcripciones que hace un traductor jurado son, ante todo, documentos con validez legal y, según el sector, tienen validez para adelantar gestiones o para lograr certificaciones que acreditan la condición de calidad de un producto o servicio. El caso más frecuente es de la educación. Cuando una persona ha cursado sus estudios, se requiere traducir las titulaciones según cada especialidad, para obtener la acreditación para el ejercicio profesional.

5. El ámbito de las aseguradoras es bastante recurrido a la hora de hacer traducciones juradas, ya que la letra pequeña contiene información sobre cómo proceder legalmente, y explica los derechos y beneficios de las pólizas, que en otros países atienden a condiciones geográficas, sociales y culturales. En estos casos no importa solo la traducción, también la interpretación de los datos y la información relevante que condiciona las inversiones, protegiendo maquinarias, productos, personas y familias. Adicionalmente, la contabilidad y las finanzas precisan unificar cuentas, evaluar facturas y balances financieros, pagar impuestos y declarar la renta. Se debe estar al tanto de toda la información traducida, cumpliendo con la ley.

Una traducción jurada debe hacerse con rigor y profesionalidad, con fidelidad y transparencia. Debe ser elaborada con detalle, dando prioridad a la satisfacción del cliente, siendo respaldada con las firmas que legitiman el trabajo y hecha en el papel que indica la normativa. Superando las revisiones documentales, puedes obtener un documento legal y éticamente confiable para presentar ante las autoridades pertinentes.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies